El Destete Respetuoso

Publicado en07/08/2019 1287
Favorito0

Cuando se habla de destete, se puede asimilar como una forma radical de quitar la leche materna, pero el destete respetuoso se basa en respetar los tiempos, necesidades alimenticias y emocionales del bebé, así como también el del cuerpo de la madre.

El destete es una etapa que se genera por la transición natural de los niños a la necesidad física de recurrir a otros alimentos, hasta que poco a poco logran el destete completo.

La academia americana de pediatría junto con la Organización Mundial de la salud (OMS), recomiendan la leche materna como única fuente de alimentación durante los 6 primeros meses, y de los 6 meses hasta los 2 años que sea complementaria, esto solo si el niño desea seguir amamantando.

Cuando se llega al destete, los cambios presentados no son solo de alimentación, sino que además van generando cambios emocionales que repercuten de forma significativa en el bebé y en la madre, ya que en el caso del bebé, puede sentir sentimiento de abandono al no recibir algo elemental que es su alimento, (esto cuando no se hace un buen proceso) y por el lado de la madre, se puede manifestar culpa y sentimiento de pérdida por dejar la lactancia. Por eso es mejor que el destete se realice de forma gradual y ante todo respetando los tiempos del bebé.

La lactancia no es solo un medio de alimentación, también es un momento importante donde se transmiten emociones constantes al bebé. Para promover el destete respetuoso, se pueden generan tiempos de solo contacto piel con piel, mientras se carga al bebé en brazos recostado cómodamente en su cojín de lactancia para hablarle, mimarle y darle mucho cariño, de igual manera permitir que él bebe juegue con el pecho, mientas toma su leche de vez en cuando.

Es necesario que cuando se realice el destete, el niño ya este comiendo otros alimentos complementarios.

Como alternativa de destete, se puede tener espacios entre toma y toma, para darle otras comidas al bebé, será una buena manera de hacer que se llene. Pero esta alternativa se debe ofrecer antes que el bebé pida de nuevo leche. Cuando pida tomar de nuevo, se le puede dar un poco y luego se le puede motivar a hacer otra cosa.

Cuando el bebé logre comer 2 comidas al día, con 3 a 4 tomas de leche puede ser suficiente. Ten en cuenta, que el no ofrecerle pecho al bebé, no es lo mismo que dejar de darle, si el pide hay que suministrarle, pero en lo posible, no se le debe ofrecer el pecho. Este proceso se basa es en hacerlo poco a poco y con mucha paciencia.

Si el pecho se congestiona, es mejor sacarse leche para evitar una mastitis, así poco a poco se producirá menos, no se debe extraer completamente porque hará que se produzca más leche.

En caso que el bebé se enferme, es muy posible que quiera recurrir de nuevo al pecho como medio de refugio, así que es mejor tomarlo con calma y lactarlo de nuevo, para cuando se sienta mejor, se retome el procedimiento de destete.

Este es un gran cambio para ellos, así, que se debe evitar realizarlo junto con otros cambios importantes, como por ejemplo, al entrar a la guardería o al tener un nuevo hermanito.

Ajustes

Menú

Crear una cuenta gratuita para guardar tus favoritos.

Registrarse